INTERPRETACIÓN DE LOS SUEÑOS III. VIDA CORRIENTE EN LA ANTIGUA ROMA.


¿Qué significado tiene el soñar con lavar ropa, perfumarse, arreglarse el pelo o mirase en el espejo?


Lavar la ropa:

Soñar que se lava la ropa propia o la ajena significa que uno conseguirá liberarse de situaciones embarazosas en el curso de su existencia, debido a que las prendas alejan de sí la suciedad mediante esta operación; y también que se descubrirán y se conocerán actos ocultos. Ciertamente, los antiguos denominaban impropiamente «lavan» al hecho de «denunciar» en lugar de «yo pondré en evidencia», como hace Menandro en el siguiente pasaje:

“Si sigues hablando tan mal de mi mujer yo lavaré a tu padre, a ti mismo y a los tuyos". (Sacar a relucir los trapos sucios).

Por tal motivo para los que temen ser llevados ante la justicia es un mal síntoma ver en sueños sus vestidos lavados.


Perfumarse:

Perfumarse es un buen indicio para todas las mujeres con excepción de las adúlteras; en cambio, a los hombres les acarrea deshonor, salvo a los que tienen costumbre de hacerlo.


Arreglarse los cabellos:

Peinarse es una señal favorable tanto para el sexo masculino como para el femenino. De hecho, el peine equivale al tiempo, a deshacer asperezas y alisarlo todo. Hacerse unas trenzas conviene únicamente a las mujeres y, de entre los hombres, a los que usan habitualmente este peinado; a los demás les pronostica complicaciones en sus asuntos, muchas deudas y, en algunas ocasiones, la cárcel.


Mirarse al espejo:

Mirarse en el espejo y contemplar la propia imagen fielmente reflejada en el mismo es una buena señal para el que desea casarse, sea varón o hembra. El espejo equivale para el hombre a la esposa y para la mujer al marido, puesto que reproduce sus rostros al igual que éstos se reencarnan mutuamente en los hijos. Es también un indicio positivo para los afligidos, porque la acción de mirarse en él presupone carecer de pesares. Pero acarrea la muerte a los enfermos, ya que este objeto es perecedero por naturaleza, sea cual fuere su materia prima. A las restantes personas les anuncia un traslado de residencia, a causa de que contemplan su rostro en otra tierra. Soñar que se refleja en su superficie una imagen diversa de la de uno mismo pronostica que se será llamado padre de unos hijos bastardos o ajenos. Verse más feo o deforme no favorece a nadie: indica padecimientos y disgustos, al igual que mirarse en las aguas vaticina la muerte al propio sujeto de la visión onírica o, bien, a uno de los seres suyos más íntimos.


Fuente: (Textos) Interpretación de los Sueños de Artemidoro.
Página Facebook: Angel Portillo ·Lignum en Roma·
Blog: Lignum en Roma
Amazon: LIGNVM
YouTube: Ángel Portillo Lucas.

Foto: Fresco showing a woman looking in a mirror as she dresses (or undresses) her hair, from the Villa of Arianna at Stabiae (Castellammare di Stabia), 1st century AD, Naples National Archaeological Museum. Creative Commons 2.0. by Carole Raddato.